Algunos hombres tienen síndrome de Peter Pan, se niegan a crecer, están llenos de energía, inocencia y ganas de divertirse.

Siempre es bueno conservar un poco ese lado infantil. Quizá esa es la razón por la que los hombres que les presentamos a continuación lograron conquistar a sus parejas, con esa actitud infantil, que está claro que saca muchas sonrisas.

Largas colas para comprar sus juguetes de colección

y también los que no lo son…

Usar al gato como caza arañas..

o bucear con su tortuga..

La imaginación que tienen sobrepasa cualquier límite..

Y por último, les dejamos la única forma de que vayan de compras ¡sin quejarse!