Afortunadamente esta situación fue un experimento social, realizado en Cataluña, España.

La federación SOS racismo realizó este experimento con ayuda de dos actrices, una de ellas (la agresora) invita a varias personas que pasean por la calle a participar en un sorteo, la otra actriz con un hijab se acerca para participar en dicho sorteo.

El tema tratado en este experimento social es la Islamofobia que es el odio o rechazo hacia los musulmanes, y esta por desgracia ha aumentado en en mundo después de los últimos atentados.

El experimento se repitió 23 veces e intervinieron 42 personas, algunas de ellas uniéndose al odio y sacando a relucir sus prejuicios, otras de ellas simplemente evitaron la situación y se fueron, y otras intervinieron a favor de la chica musulmana sorprendentemente estos últimos fueron personas bastante jóvenes.

Aquí te dejamos el vídeo completo del experimento social: